Ya no tengo que pedir mas la tarjeta a mis papás

Cada vez que quería comprar juegos de steam tenía que esperar a llegar a la casa y pedirme a mi papá que me prestara su tarjeta, era el medio enredo porque decía que lo iban a estafar y me demoraba en convencerlo. Ahora calladita voy a la esquina y pago con mi mesada, ni un atado.
Javiera Nuñez - Estudiante del Colegio Triniti, 17 años.